Medmol  
Fibao Una perspectiva molecular en medicina
TECNICAS
Secuenciación
Prevención
Tratamiento
Etiopatogenia
Diagnóstico
Pronóstico
Bookmark and Share
Fecha de Publicación: 5-10-2007 Última actualización : 5-10-2007
Resumen
Esta técnica se emplea para la lectura de la secuencia de bases nitrogenadas de los nucleótidos de una molécula de ADN.
Concepto
En esta animación se describe una técnica de secuenciación del ADN
Esta técnica permite la lectura de la secuencia de bases nitrogenadas (A, C, T, G) de los nucleótidos que componen una molécula de ADN. Los nucleótidos son piezas que combinadas en un orden determinado constituyen la información genética de un organismo. Cada nucleótido tiene una sola de estas bases nitrogenadas. Aunque el ADN forma una doble cadena, para la lectura de la secuencia de las bases nitrogenadas de los nucleótidos se parte de una sola de las cadenas. Se requiere, además, la presencia de un fragmento de ADN sintético, llamado cebador o primer, complementario a la cadena de interés. La ADN polimerasa reconoce el cebador y, a partir de él, añade nucleótidos completando de este modo una cadena complementaria a la original. En la técnica de secuenciación se llevan a cabo 4 reacciones de síntesis independientes. Lo común en cada una de estas reacciones es la presencia del ADN de interés, del cebador, de la ADN polimerasa y de los cuatro tipos de nucleótidos (según la base nitrogenada que tengan) necesarios para la síntesis de la cadena complementaria. Lo que diferencia entre sí a estas 4 reacciones es que en cada una de ellas se añade además uno de los nucleótidos con una modificación (carece de un grupo OH necesario para la elongación de la cadena de ADN). Cada vez que uno de estos nucleótidos modificados se incorpore al azar en el proceso de síntesis que dirige la ADN polimerasa, la elongación se interrumpirá. Cada reacción proporciona por tanto la información de las posiciones en las que se localiza uno de los nucleótidos. La combinación de la información obtenida de forma independiente para cada nucleótido permite una lectura completa de la secuencia complementaria al ADN original. La secuencia original se deduce fácilmente a partir de la obtenida. Para poder visualizar la secuencia es necesario utilizar métodos comunes de marcaje (radiactividad o fluorescencia).